CUIDADO DE LAS JOYAS

UN SIMPLE PULIDO PARA HACERLOS RENACIR...

Plata 925 y el bronce amarillo son aleaciones metálicas que reaccionan de manera diferente según las condiciones climáticas y el grado de acidez de la piel del usuario.. necesitan tratamiento, pero son eternos! Temen la humedad y pueden volverse opacos., especialmente si se usa poco o si se deja sucio en el cajón. Recuerda que cuanto más los uses más brillantes quedarán.

¿Deberían perder su brillo original?, Puedes utilizar cualquier producto en crema común específico para plata y bronce.. Después de extender el producto con un pequeño cepillo de dientes., frotar y retirar todo el producto con un algodón seco hasta eliminar toda la oxidación. Finalmente, enjuaga con agua fría y jabón y seca muy bien..

De esta forma, las joyas Chio brillarán infinitamente cada vez.!

PULIMOS TUS JOYAS...

Estaremos encantados de pulir tus joyas Chio gratis cuando lo necesites.. Ven a nuestro Atelier y en unos días te los devolveremos como nuevos.

CONSEJOS Y SUGERENCIAS...

Es una buena práctica quitarse las joyas en la playa., en la piscina y al hacer deporte.

Puedes lavarte las manos o ducharte de forma segura con las joyas Chio..

Es aconsejable guardar las joyas en seco después de limpiarlas de residuos de perfumes y cosméticos y evitar el contacto con productos de limpieza domésticos agresivos..

Plata 925 y el bronce amarillo reaccionan de manera diferente dependiendo de la humedad, del pH y la acidez de la piel del usuario y puede dejar un halo oscuro en la piel. No a todos les pasa pero puede pasar.. No es nocivo ni alergénico., solo lava tu piel con agua y jabón.

Los metales que utilizamos para nuestras piezas fundidas a la cera perdida no contienen níquel..